Archive for abril, 2011

Médico capinoteño escribe sobre el Libertador Simón Bolívar

Carátula del interesante libro presentado por Ramiro Becerra Márquez

Un interesante libro sobre el Libertador Simón Bolívar fue escrito por Ramiro Becerra Márquez, médico ginecólogo de profesión y escritor de afición. El libro, que lleva el sugerente título de “La enfermedad que mató al Libertador Simón Bolívar”,  fue impreso en la Editora H&P, de Cochabamba, en 2008. Versa sobre la vida entera de Bolívar, pero se concentra principalmente en la etapa final de ella, en su muerte, cuestionando el diagnóstico que históricamente se ha manejado sobre la causa de la misma: la tuberculosis.

En formato sencillo y con prosa amena el Dr. Becerra hace un recorrido por las principales etapas y las más fuertes influencias que recibió el Libertador. Como él mismo lo dice, constituye un esfuerzo para develar las facetas desconocidas de su vida, mismas que requieren de mayor investigación y estudio.

En las páginas de este libro –dice el escritor- conoceremos la dimensión humana del Libertador, sus verdaderas acciones y reacciones de hombre de su tiempo y de su mundo. Analizaremos lo que fue su niñez y juventud, lo que fue su pensamiento político, lo que fue su vida romántica, sus momentos de gloria y, finalmente, mostraremos un análisis y una investigación médica e histórica de la enfermedad que lo mató.

En la introducción, el autor confiesa que siempre sintió admiración por la figura del egregio venezolano, como héroe y como ser humano, como aquel que siente, sufre, se alegra, llora, envejece, enferma y muere. Al mismo tiempo dice sentir repudio por la deslealtad y la traición,  sentimientos y personajes que acosaron al Libertador a lo largo de su trayectoria libertaria, hasta convertirlo en un paria en su propia patria.

Los largos caminos recorridos para liberar cinco naciones, las incomodidades, los sinsabores, la ingratitud y la traición fueron factores de riesgo que lo llevaron a la enfermedad y a la muerte irremediable. Todos estos factores no solo lo maltrataban físicamente sin descanso, sino que lo aniquilaban psíquicamente de manera lenta, por lo que, sin esperanzas, dejó que su enfermedad siguiera su curso haciendo presa de su cuerpo debilitado y de su mente atormentada.

En el último capítulo, que es el eje del libro, Ramiro Becerra, demuestra con capacidad analítica y con excelente manejo de la metodología clínica, que la muerte del Libertador no se debió a la tuberculosis pulmonar, como lo han sostenido ahora los historiadores, sino a una amebiasis hepática complicada con amebiasis pulmonar, enfermedad que se descubrió 35 años después de la muerte del Libertador.

Al tiempo de lograr su objetivo cuestionador el libro trata, en última instancia, de mostrar la historia de gloria, muerte y desolación del más grande latinoamericano como ejemplo testimonial y orientador para nuestra juventud, principalmente boliviana.

Comments (1) »

Hans Hoffmann vuelve al Gíldaro Antezana

Autoridades municipales inauguran la exposición colectiva con la presencia de la esposa del afamado pintor Gíldaro Antezana y con el fondo de tres cuadros de Hans Hoffmann

El reconocido pintor capinoteño, Hans Hoffmann, vuelve a presentar  sus cuadros en el Salón Municipal Gíldaro Antezana, en una exposición colectiva que comenzó  el 28 de marzo y estará abierta por espacio de dos semanas. Esta vez lo hace acompañado de otros tres prestigiosos pintores: Darío Antezana, Fernando Antezana y Darío Casanova, todos integrantes del grupo Ultramar. Éste es un grupo de pintores asociados para fortalecer la pintura nacional y apoyarse solidariamente.

Entre los cuadros presentados en esta ocasión por Hans Hoffmann se encuentran varios de formato grande, donde predominan oleos monocromáticos basados en retratos de personajes famosos como Saramago, Vargas Llosa, Ché Guevara, Jesús, Frida Khalo, Borges, Ulises Hermosa, Picasso y otros, con los que no solo logra una buena imagen del personaje, sino, también, el relato, a través de dibujos pequeños dentro del retrato grande, de pasajes o circunstancias que influyeron en la vida del personaje retratado. Es un poco contar, a través de su pintura, todos los hechos que influyeron – según el pintor- en la vida del personaje. O sea, no es un retrato único, sino un retrato – historia, un relato pictórico, característica de la pintura de Hoffmann.

Dentro de todos los retratos presentados, posiblemente el mejor logrado es su autorretrato; con rasgos gruesos y expresivos, muestra su propia historia con una profundidad increíble. 

Hans Hoffmann sin duda es el mejor representante de la plástica capinoteña y uno de los más reconocidos pintores cochabambinos, no solo por la calidad de su obra sino por su intensa actividad pictórica, que lo ha llevado a estar presente en numerosas exposiciones colectivas y personales, manteniéndolo al día en el movimiento pictórico nacional y exigiéndole cada vez más esfuerzo y perfeccionamiento.

 Mayores datos sobre su trayectoria pueden ser encontrados en un artículo previo en este mismo blog: https://capinota.wordpress.com/2009/11/14/exposicion-del-pintor-capinoteno-hans-hoffmann/

La exposición colectiva tuvo también la presencia del hiperrealista Julio Casanova; de Fernando Antezana presentando sus óleos semi abstractos, donde predomina la temática del paisaje urbano de Cochabamba; y la de Darío Antezana, que con méritos propios se ha convertido en uno de los mejores acuarelistas bolivianos. Darío Antezana, quien frecuentemente visita Capinota, presentó entre sus cuadros el paisaje del cerro Pukara visto desde Irpa Irpa; este cerro se encuentra en la parte posterior del Pokotayka. Todos sus cuadros, de paisajes o de viviendas, captan con maestría la vida y el ambiente rural cochabambino.

Muy bien por la exposición colectiva y por los aportes de Hans Hoffmann a la plástica y la cultura local.

Leave a comment »